Psicología y pedagogía

octubre 8, 2007

Entrevista al profesor Ricardo Dolorier

El otro día tropecé con esta entrevista al profesor Ricardo Dolorier y me hizo pensar en si realmente no anda del todo mal encaminado. Acaso no resulta importante que los niños sepan pronunciar correctamente en la lectura oral, esto les debe facilitar la comprensión lectora posterior, si no sabemos entonar resulta muy difícil que comprendamos, puesto que leemos, por muy rápido que lo hagamos, sin saber lo que estamos leyendo. Seguramente, la lectura oral es un paso previo a una buena lectura silenciosa. Escuchen al profesor a ver que les parece:

Anuncios

octubre 6, 2007

¿Resulta importante la velocidad lectora?; ¿qué factores de aprendizaje inciden en ella?

La importancia de la velocidad de la lectora a menudo a resultado un tema de controversia entre pedagog@s y maestr@s, en nuestra opinión la velocidad lectora tiene una importancia relativa, lo principal es que la velocidad no interceda en la comprensión del alumn@. Esto sucede ante todo en l@s alumn@s de ciclo superior (5º y 6º de primaria, 10-12 años), cuando el volumen de los textos aumenta y el estudio resulta más importante. Sin embargo, en algunas ocasiones encontramos alumn@s que a pesar de presentar una velocidad lectora lenta conservan una buena comprensión, a pesar de que el esfuerzo que deben realizar para conseguir esta comprensión es muy superior al que deben realizar sus compañeros, implicando además que tengan recursos en otros sentidos (capacidades intelectuales normalmente bastante bien desarrollados), cuadros que a menudo nos hacen pensar en la presencia de dislexias (aspecto que trataremos en otros artículos).

En la valoración de la descodificación lectora o la también llamada lectura oral debemos tener en cuenta las dos rutas de acceso a esta descodificación:

  • La ruta fonológica, es aquella que nos permite descodificar las palabras por sus elementos más pequeños es decir a partir de las letras. Es la ruta que utilizamos ante palabras desconocidas o poco frecuentes, ante las cuales debemos enlentecer nuestro ritmo lector para leer palabras tales como “palindromo”, una palabra poco usual y además larga aspecto que nos dificultaría más su lectura. Otras palabras de tipo complejo son aquellas que incluyen silabas difíciles como trabadas (pr, pl, dr, cr, …) o bien de tipo inverso (es, il, …), las cuales al no ser tan frecuentes en la lengua castellana resultan más difíciles de descodificar.
  • La ruta visual, es aquella que nos permite ser unos lectores eficaces y se sustenta en el vocabulario visual que vamos adquiriendo a través de la propia lectura, permitiéndonos una lectura global y veloz de la palabra, al mismo tiempo que nos facilita la comprensión de su significado ya que evoca más fácilmente la imagen mental del concepto. Sin embargo, esta ruta no nos resulta útil en el momento en que nos encontramos ante palabras desconocidas, siendo por ello necesario recorrer a la ruta fonológica, para poder segmentar la palabra y descodificarla.
Como podemos ver el uso de las dos rutas resulta necesario para la lectura y el mayor desarrollo de ambas nos permitirá adquirir una mayor velocidad en la lectura. Unas actividades muy senzillas para estimular las rutas son las siguientes:
  • Ruta fonológica:
    • Lectura de pseudopalabras (palabras que no poseen un significado, aunque su formación es correcta) tanto largas como cortas. Algunos ejemplos de pseudopalabras serian las siguientes (en orden de creciente dificultad):
      • Sapu
      • Espe
      • Clata
      • Retra
      • Coplen
      • Plitosado
      • Clastunden
      • Flapetrondos
      • ….
  • Ruta visual
    • La mejor manera de estimular la ruta visual es leer mucho, aunque también resulta una buena herramienta buscar textos en los que aparezcan palabras de uso muy común, no tanto textos con vocabulario muy especifico.
    • Una actividad que solemos realizar es la lectura doble o triple, leyendo varias veces una mismo texto de forma que a base de la repetición de la lectura se va ampliando el vocabulario visual que permite el reconocimiento de las palabras. Haga la prueba con si hij@, verá que en la segunda lectura su velocidad lectora aumenta, esto resulta de que ha incorporado en su vocabulario visual más palabras, aunque esto resulta temporal siendo necesaria la repetición de esa misma palabras en circunstancias diferentes.

septiembre 29, 2007

Los primeros pasos en la adquisición de la lectura y la escritura

Filed under: actividades estimulación,aprendizaje,escritura,lectura — marcginllen @ 12:50 pm
El primer aprendizaje de la lectura y la escritura a menudo supone un paso muy difícil para much@s niñ@s, proceso que en algunas ocasiones y según las metodologías aplicadas puede provocar la aparición de un importante rechazo hacia estas tareas, mostrándose desmotivad@s y reluctantes a aprender a leer y escribir.
La presencia de estas dificultades en el primer aprendizaje puede deberse, fundamentalmente, a diferentes aspectos:
1. Baja adquisición de la madurez cognitiva que permite acceder a los aprendizajes lectoescritores, madurez cognitiva que se rige básicamente por las siguientes habilidades cognitivas:

2. Un segundo motivo podría responder al método empleado en la enseñanza del proceso lectoescritor. Debemos tener en cuenta que la lectura y la escritura suponen un medio de comunicación entre dos o más personas, aspecto que en muchas ocasiones se pierde de vista en el proceso de enseñanza de la lectura y la escritura, incidiendo tan solo en el aprendizaje del código escrito, con lo cual much@s niñ@s acaban cansados de ver una serie de letras o silabas y repetir su sonido sin entender en absoluto para que sirven, con lo cual pierden el interés en ello y rápidamente olvidan la pronunciación de esa letra.
Este es el método de aprendizaje de la lectura con el que la mayoria de adult@s hemos aprendido a leer (método sintético), sin embargo, está provado que en la actualidad, en determinados casos resulta más útil la metodologia llamada analítico-global, que parte en primer lugar de la significidad de la lectura y la escritura, partiendo de la comprensión y descodificación de elementos significativos para ell@s para después realizar el paso inverso y poder conocer las letras de una en una (conviene resaltar que esta explicación resulta una simplificación, con la intención tan solo de dar a conocer el método y saber a grandes rasgos en que consiste).
Ante estas consideraciones, ¿Que actividades podemos realizar en casa para facilitar el aprendizaje lectoescritor de nuestr@s hij@s?

  • Leerles cuentos (así descubriran que la lectura les puede suponer una fuente de placer)
  • Poner rótulos en diferentes partes de la casa donde ponga el nombre de aquello que señala (nevera, silla, cuadro, televisión, horno, lavadora, lavabo, …)
  • Ayudarle a escribir notas o diferentes tipos de escritos senzillos que sean útiles para él/ella, una felicitación de navidad, un formulario para hacerse de un club de TV, la carta a los reyes magos, un nota para el/la profesor/a … Cualquier escrito que sea significativo será una buena herramienta.
  • Rehuir el trabajo repetitivo de letras o silabas, tipo repetir “pa, pe, pi, po, pu” porque aunque nos parece que se lo sabe mañana seguramente ya no lo recordará. Este trabajo, seguramente ya lo realizaran en la escuela.
  • Trabajar mediante vocabulario visual temas que sean de su interés:
    • Animales
    • Jugadores de futbol
    • Juguetes
    • Comidas
      • Para realizar esta tarea una buena actividad consiste en mostrarle una serie de nombres que deba recordar junto con su dibujo y luego mostrarle la palabra sin el dibujo a ver si lo recuerda. Siempre planteándolo como un juego.

En definitiva se trata de actividades que permitan que disfruten de la lectura y la escritura, con una finalidad triple:

  1. Comprender el significado de la lectura y la escritura
  2. Facilitar la motivación para la lectura y la escritura.
  3. Potenciar su aprendizaje

Resulta importante tener en cuenta que l@s niñ@s que aprenden a leer y escribir mediante este método suelen presentar en el futuro menos dificultades en relación a la comprensión lectora.

septiembre 7, 2007

Algunas actividades para mejorar la comprensión lectora

Filed under: actividades estimulación,comprensión lectora,lectura — marcginllen @ 1:58 pm
Como ya hemos escrito en anteriores artículos la comprensión lectora es uno de los aprendizajes más importantes para el correcto desarrollo escolar en todas sus etapas. Las dificultades en relación a la comprensión lectora pueden hacer su aparición a partir de 3º de primaria, momento en el que la lectura en la escuela pasa de ser un fin en si mismo a ser un medio para adquirir otros aprendizajes. Esta distinción no es del todo correcta, ya que la lectura se sigue trabajando más adelante, aunque, generalmente, menos de lo que se debería.
No obstante, las dificultades en relación a la comprensión lectora pueden aparecer en cualquier momento de la escolaridad obligatoria y no obligatoria. Debemos distinguir nuevamente entre la comprensión lectora y el recuerdo de información, ya que mediante este último recurso y un esfuerzo importante much@s alumn@s pueden ir superando diferentes niveles educativos sin que nadie se percate de las verdaderas dificultades para comprender aquello que el/la alumn@ lee. Sin embargo, no debemos olvidar que este recurso es muy limitado, ya que este tipo de memoria posee una duración limitada, con lo cual el alumno realmente no está adquiriendo unos verdaderos aprendizajes. De este modo, el nivel de sus conocimientos es cada vez menor en relación a sus compañer@s y por tanto sus dificultades para comprender los textos son mayores.
A parte de estas consideraciones a continuación presentamos una serie de actividades que consideramos muy oportunas tanto para su práctica en la escuela como en casa si detectamos que nuestr@ hij@ presenta dificultades de comprensión lectora.

Actividades iniciales o para alumnos con muchas dificultades:

  • Comprensión de pequeños fragmentos de texto o unidades significativas de este
    • Realizar una lectura de un fragmento de texto (parágrafo) y luego escribir 1 o 2 frases que lo resuman.
    • Identificar oraciones cortas con un dibujo que las represente.
    • Lectura silenciosa de pequeños fragmentos de texto y comentar-los con el profesor
  • Lectura de instrucciones
    • Realizar dibujos a partir de instrucciones escritas.
  • Ejercicios de comprensión explicita del texto: buscar directamente la información en este.
Actividades para un nivel medio o inicios de comprensión profunda
      • Estrategia de lectura del texto
          • Formulación de hipótesis del contenido del texto
            • Entrenamiento en el uso de los elementos externos al texto (título, ilustraciones, esquemas,…), como anticipación del contenido de este.
          • Lectura de este
          • Confirmación refutación de la hipótesis inicial.
      • Redactar el inicio o el final de una narración en la que uno de los anteriores no se encuentra presente.
      • Completar un texto en el que partes esenciales de este han sido omitidas.
      • Lectura triple
        • Leer 3 veces un texto de 250 palabras aprox.. Después de la tercera lectura realizar preguntas de comprensión.
      • Ordenar las frases dentro de un fragmento de texto pequeño. Inicialmente se puede empezar con textos muy secuenciados, por ejemplo sobre lo que hacemos por la mañana. Para posteriormente pasar a textos mas complicados.
      • Ordenar las frases dentro de un texto. Inicialmente, ordenar las frases que componen un parágrafo y posteriormente ordenar los parágrafos que componen un texto completo.
      • Realizar resúmenes jerárquicos, es decir, a partir de un texto expositivo, realizar un resumen desde la idea principal o general a partir de la cual vayan surgiendo los contenidos más secundarios.
Este listado de actividades tan solo consisten en una serie de recomendaciones, el nivel de dificultad de las cuales debe ser regulado por aquella persona que trabaja con el/la alumn@, ya que todas ellas pueden permitir un nivel de complejidad variable.
Otro consejo resulta tener en cuenta cuan significativas resultan para el/la alumn@, de forma que potenciaremos su motivación por la lectura y facilitaremos su comprensión al resultar aprendizajes significativos.
Por último, tener en cuenta que con este tipo de actividades podremos trabajar los diferentes aspectos básicos de la comprensión lectora como son la integración coherente de la información, el seguimiento de instrucciones, la ampliación de vocabulario, el uso de los conocimientos previos, …

julio 8, 2007

Comprensión lectora: la importancia de la modalidad lectora

Filed under: comprensión lectora,lectura,psicopedagogos Sabadell — marcginllen @ 1:35 pm
Una dificultad de aprendizaje muy común en nuestros días es la falta de comprensión lectora, lo que de alguna manera equivaldría a no saber leer, ya que la lectura no es un fin en si mismo, sino un medio que nos permite llegar a unos significados. A menudo l@s niñ@s pueden confundir la lectura con reproducir una serie de sonidos que se encuentran impresos en una hoja, un problema que a veces puede venir asociado al método de aprendizaje de la lectura analítico, con el que la mayoría de adult@s hemos aprendido, es decir , el método fonético. Desde nuestro punto de vista, le lectura no se puede considerar como tal hasta que no se asocia un significado a aquello que hemos descodificado, cuando hemos conseguido resolver el jeroglífico de signos y comprendemos que nos quieren decir todas esas letras impresas.
Una vez el niñ@ ha aprendido a descodificar debe saber que hay diferentes tipos de lectura en función de que objetivo tenga nuestra lectura. Estos diferentes tipos de lectura, los debe conocer y por tanto deben ser enseñados, de lo contrario nos podemos encontrar con niñ@s que leen de forma muy rápida cuando deben hacer una lectura comprensiva y por tanto cuando acaban de leer no han entendido nada de lo que leían, y si les preguntamos sobre lo que han leído recordaran informaciones inconexas con poco sentido o bien podrán incluso cambiar en gran parte el sentido del texto. Por el contrario también podemos encontrar casos en los que realizan una lectura muy pausada, cuando deben de buscar una información muy concreta en el texto por ejemplo una fecha o un nombre, informaciones que podrían buscar de forma mucho más rápida adecuando su modalidad lectora a la intencionalidad de esta, de este modo si no realizan esta adecuación podríamos hablar de ineficacia lectora.

Las modalidades lectoras en función de su intencionalidad u objetivo son las siguientes:

  • Lectura silenciosa integral: es la lectura que utilizamos comúnmente para realizar tareas de comprensión lectora, es decir, la lectura silenciosa completa de un texto que permite asimilar toda la información presente en el texto. Es el tipo de lectura que realizamos cuando leemos una novela o un texto que es de nuestro interés ya sea por placer o para aprender un aspecto determinado.
  • Lectura selectiva: se caracteriza por una lectura rápida de algunos puntos y una lectura atenta de otros, de forma que el lector pretende extraer una idea general del texto profundizando sólo en algunos aspectos que puedan ser de su interés. Lectura que podría ser más propia de la lectura de la prensa, ante algunos artículos que nos pueden interesar parcialmente.
  • Lectura exploratoria: es la lectura que realizamos cuando estamos buscando una información determinada en el texto, como por ejemplo un párrafo que explica un aspecto determinado sobre la temática del texto.
  • Lectura lenta: se trata de una lectura que permita disfrutar de esta, sobre todo en aquello referente a los aspectos formales del texto, como puedan ser los recursos literarios utilizados en una poesía.
  • Lectura informativa: se trata de la lectura que se realiza de forma rápida buscando una información muy concreta, como una fecha, un nombre, un teléfono en la guía telefónica…

Como se puede apreciar estas modalidades lectoras las solemos utilizar l@s adult@s en nuestras lecturas cotidianas en función del objetivo que tengamos de esta lectura, ya sea aprender, disfrutar o encontrar una información determinada. Estos aspectos no se deben menospreciar, ya que estos son los principales objetivos de la lectura, mientras que en muchas ocasiones lo que les pedimos a l@s niñ@s es que lean y ya está, a menudo incluso insistimos en la velocidad lectora o en que no se atasquen cuando leen en voz alta, aspectos que tienen su importancia en el desarrollo de la comprensión lectora pero que no resultan fines en si mismos.
Por estos motivos, que no son pocos, los niños deben saber para que leen y como lo deben hacer, sino acabamos provocando que tengan una lectura ineficaz o en el peor de los casos que rechacen la lectura.
Ante todo resulta indispensable tener en cuenta que toda lectura debe tener un objetivo, aunque sea el hecho de disfrutar o satisfacer una curiosidad, sino deja de ser lectura y se convierte en articulación de fonemas, quien no recuerda las lecturas en voz alta en la escuela, estaban ustedes más pendientes de entender lo que se leía o de vigilar que no les tocase su turno y los pillaran que se habían perdido en la lectura. ¿Cuál era el objetivo de esa actividad? ¿Leer o estar atento a cuando le tocaría descodificar signos a usted?¿Creen que alguien entendía alguna cosa del texto? Eso si con suerte el texto era completo y no se trataba de un fragmento inacabado de otro libro o cuento.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.